Espermatozoides 'hermanos' trabajan en equipo

22 enero 2010


Parecen adornos de Navidad pero lo que veis en la imagen son ramilletes de espermatozoides de ratón ciervo. La cosa suena rara de por sí ¿verdad?, pero aún más intrigante es el hecho de que aparezcan unidos y en esos colores tan llamativos. El agrupamiento responde a que algunos de ellos se juntan para nadar más rápido, mientras que los colores son los que les pusieron los investigadores de la Universidad de Harvard para distinguirlos en la placa de Petri. Enseguida me explico. (Seguir leyendo)

La bióloga Heidi Fisher y su equipo hicieron numerosas pruebas con esperma de ratones de laboratorio. El ratón ciervo, en concreto, es una especie muy promiscua y sus espermatozoides tienden a unirse en grupos que, como veréis en el vídeo, consiguen avanzar más rápido que los que nadan en solitario.

Cuando una ratona se aparea suele hacerlo con varios machos, de forma que los espermatozoides de distintos machos compiten entre sí por llegar los primeros al óvulo. Siguiendo con sus pesquisas, la bióloga tintó de verde los espermatozoides de un macho y de rojo los de un segundo ejemplar y comprobó que los espermatozoides buscaban a sus ‘hermanos’ para colaborar y nadar a mayor velocidad para fecundar a la hembra.

En el vídeo (sin colorear) podéis ver perfectamente cómo se juntan para adquirir velocidad:


“Lo que descubrimos es que el esperma rojo tiende a agruparse con más frecuencia, y lo mismo sucede con el verde”, asegura Fischer a NPR. Esta particularidad reproductiva permite a los espermatozoides de un mismo individuo colaborar entre sí para perpetuar sus genes, algo que no se produce en los ejemplares de otras especies. En pruebas similares, con ratones monógamos, el fenómeno de agrupamiento se producía, pero los espermatozoides se unían entre sí indistintamente, no buscando a sus parientes.

Las investigación de la doctora Fischer, publicada en la revista Nature, no ofrece de momento una respuesta sobre el mecanismo que lleva a los espermatozoides a descubrir a sus compañeros entre la multitud y ayudarse mutuamente. Habrá que esperar unos años para desentrañar el misterioso caso de los espermatozoides que trabajan en equipo.

Enlace: Sperm Of A Feather Flock Together (NPR)

14 Respuestas ( Deja un comentario )

  1. Super Raton dijo...
  2. Llevamos mucho tiempo haciendolo...

  3. Paynalton dijo...
  4. Es bastante interesante.... casi hace que me olvide de mi pregunta estúpida: como le extraen el esperma al ratón???

    Y me pregunto si el esperma humano llegaría a desarrollar esa característica si nos volvieramos polígamos.

  5. SandaliO dijo...
  6. a los míos les equipé con una zodiac

  7. mochuELIn dijo...
  8. La vida no dejerá nunca de sorprenderme, por eso es maravillosa. No os preocpueis por las adecuaciones de los espermatozoides, ellos se abrirán camino en la competición... de su vida!! jajajaja.
    Por cierto, imagino que la extracción del esperma a los machos se realizará en laboratorio mediante electroeyaculación... por via rectal. Es un método que se usa con frecuencia en animales de investigación y salvajes. Lo conozco y te aseguro que los animales no sufren porque suelen ser sedados.

  9. Raven dijo...
  10. También hay distintos tipos de espermatozoides en los humanos, hace algún tiempo leí, que por ejemplo, los tipo C y D se encargan de impedir que futuros espermatozoides de otro macho avancen.

    Un saludo.

  11. GusX dijo...
  12. La unión hace la fuerza, la ida se abre camino.

  13. Anónimo dijo...
  14. Lo que no nos cuentan es lo que ocurre cuando el pelotón de "solidarios" llega a la meta.
    Porque sólo uno puede franquearla.

    ¿Negociación? ¿Sacrificio colectivo? ¿o se dan de codazos como el resto?

  15. Swi dijo...
  16. Es en cierto modo parecido a lo que se hace en las carreras de ciclismo. Se escapan varios corredores y colaboran entre ellos para no ser alcanzados por el pelotón y que la victoria en la etapa se determine sólo entre ellos, por lo que aumenta la probabilidad individual de triunfar.

  17. César Alcapone dijo...
  18. mochuELIn... vale, los ratones no sufren... pero tampoco gozan!

  19. Anónimo dijo...
  20. Desearía no ser daltónico :(

  21. Milhaud dijo...
  22. Interesante vídeo. Eso sí, en la edición tuvieron claro en mostrar al más lento de todos los espermatozoides que van sólos y al grupo que más rápido va.

    Que hay diferencia, pero no estan grande como quieren mostrar.

  23. Bernardo dijo...
  24. Si se observan con cuidado los movimientos de un espermatozoide cualquiera, salta a la vista que son muy erráticos: hacia alante y hacia los lados. Sin embargo al juntarse varios espermatozoides actúa la ley de los grandes números: los movimientos laterales se reducen porque los espermatozoides se estorban unos a otros, y el movimiento resultante tiene estadísticamente más componente favorable.

    Lo que hace que los espermatozoides viajen juntos, apuesto que es una enzima que hace que se peguen unos a otros, pero sólo entre aquellos que contengan la enzima del tipo adecuado (por supuesto vinculada al código genético del individuo que produjo los espermatozoides).

    Una especie de "Post-it" molecular personalizado, si se quiere.

    No creo que viajen juntos por voluntad propia, sino porque se quedan pegados unos a otros sin querer. Y da la casualidad de que por su forma hidrodinámica y por la tipología de sus movimientos, los que se adhieren viajan más rápido que los demás. Esos tienen más probabilidades de llegar antes al óvulo y propagar el ADN que segrega la "enzima Post-It".

    (De hecho en el vídeo no he visto que ningún espermatozoide se suelte del grupo en que viajaba.)

    Apuesto también a que los grupos demasiado grandes no viajan más rápido: hay un número ideal para el grupo más veloz, y ese número ideal de espermatozoides es una función del tamaño y proporciones de cada espermatozoide: tamaño de la cabeza y longitud de la cola (aunque no son "cabeza" y "cola" propiamente dichas).


    No veo intencionalidad alguna de los espermatozoides, como sí la tienen los ciclistas que menciona Swi. ¿Qué nos ha pasado, que no paramos de antopomorfizar la naturaleza? Corremos el riesgo de convertir la ciencia en brujería.

  25. César dijo...
  26. ¡¡¡Entonces no gana el mejor!!!, se puede unir algún baguete al grupo y luego ser él quien entre en el óvulo. Vaya ahora entiendo muchas cosas.

  27. Alberto Dotras dijo...
  28. Bueno, lo importante en esta vida -ya sea vida espermatozoica o vida humana- no es tanto correr rápido como saber estar en el sitio justo en el momento apropiado.