¿Es nuestro gusto musical innato o aprendido?

13 julio 2016

Sound

Un estudio con una tribu aislada del Amazonas sugiere que si nos gustan los sonidos consonantes frente a los disonantes es porque lo hemos aprendido y no por una cuestión biológica, como defiende una parte de los expertos.

Seguir leyendo en: ¿Son nuestras preferencias musicales biológicas o aprendidas?

Lección de óptica en un escaparate de Nueva York

CnKqMn_XgAAQx5p

El físico Kyle Cranmer subió ayer esta imagen de un escaparate a las redes sociales tras percatarse del curioso fenómeno. Los posters de la pared, aparentemente amarillo y rosa, reflejaban en el suelo el color complementario, en este caso el azul y el verde. Entre los apasionados e la óptica se abrió un pequeño debate en busca de explicación. ¿Qué estaba pasando aquí? ¿Algún tipo raro de interacción de la luz? De alguna manera, pensaban algunos tuiteros, un segundo reflejo de luz blanca estaba cancelando determinadas longitudes de onda, pero faltaban datos. Cranmer y sus seguidores llegaron a preguntarse por el tipo de material y en el debate se unió el fabricante 3M.

El misterio se ha resuelto un día después, cuando el autor de la imagen ha grabado un vídeo en el que puede verse qué pasa cuando se mueve y qué tipo de reflejo da el papel. A medida que cambia el punto de vista, los colores percibidos varían, no solo los de los posters, sino del propio reflejo.

La clave está en la composición del material, que actúa como un filtro dicroico y refleja la luz en diferentes longitudes de onda a distintas posiciones. El efecto se conoce como interferencia en película delgada y es el mismo por el que vemos un montón de colorines en una pompa de jabón o por lo que el aceite de un charco se ve tan colorido.

Para comprender mejor lo que pasa os dejo otro vídeo en el que se explica cómo funciona una lente dicroica. No es exactamente lo mismo, pero hay un esquema que explica muy bien la trayectoria de la luz en la película que provoca este singular efecto. Lo mejor de la historia, por supuesto, es el hecho de que estamos rodeados de pequeños enigmas que se pueden resolver haciéndose las preguntas adecuadas y confiando en que la respuesta no está en la magia, sino en la ciencia.





Los problemas de un portero daltónico

1a

Me entero por mi amigo Ander Izagirre de que ha muerto Javi Etxebarria Azarloza “Barrabás" (DEP), histórico portero del Athletic de Bilbao que al parecer era daltónico. En un reportaje que le hacían hace unos años, él mismo decía que su mayor pesadilla era jugar contra el Betis:

“Se me ha olvidado decirte que soy daltónico y que cuando jugábamos contra el Betis era la única vez que rezaba para que Iribar no se lesionara. Las rayas rojiblancas del Athletic y las verdiblancas del Betis para mí eran todas iguales… ¡Imagina el runrún de la Catedral!”.
Para comprobar lo que él vería jugando contra el Betis he tomado la imagen de arriba y la he pasado por el CVS Simulator (del que ya os hablé aquí) para simular cómo lo vería un deuteranope. Y éste es el resultado. ¡Nadie quisiera estar en el pellejo de ese portero! ;)

daltonismo

EDIT 20.48. Me pasa Ander las equipaciones originales de ambos equipos en 1965-66 para que veáis que en lo que se refiere a las rayas eran prácticamente iguales.

BILBAOBETIS

La España sedentaria enferma cuatro veces más

Siesta

España es un país que vibra con el deporte, pero solo frente al televisor. Los datos recogidos en el último informe de la Agencia Española de Protección de la Salud en el Deporte indican que los españoles son en su mayoría sedentarios y que esta falta de actividad se relaciona directamente con mayor prevalencia de enfermedades y mayor consumo de medicamentos. En concreto, el informe recoge que la población española no hace ninguna actividad física en su tiempo de ocio (34 %) o solo lo hace ocasionalmente (39 %). Esto significa que la población más inactiva es casi el triple (2.75 veces) que la que practica actividad física al menos varias veces al mes.

Más info en: La España sedentaria enferma hasta cuatro veces más

Un vistazo más detallado a la vida de los corales

12 julio 2016



Observar la vida de los corales a nivel microscópico entraña diversas dificultades. Por eso el sistema presentado por el equipo de Andrew Mullen esta semana en Nature Communications tiene especial valor. Se trata de un sistema de observación microscópica que permite observar los corales in vivo con una resolución de una micra, cuando los aparatos más sofisticados daban hasta ahora resoluciones entre 20 y 50 micras.

Más info en: Una nueva forma de observar la vida microscópica de los corales (Next)

'Cocaine bear', el oso que murió de sobredosis

11 julio 2016

bear_blog(Imagen: kyforky.com)

La historia de este oso negro disecado y con aspecto de macarra empieza como una película de acción. Estamos a 11 de septiembre de 1985, a varios miles de metros de altitud sobre territorio de Tennessee y acompañamos a Andrew Thornton en su caída. Este ex policía y abogado convertido en traficante acaba de saltar de una avioneta, desde la que ha arrojado varios fardos de droga, y trata de abrir su paracaídas en la oscuridad de la noche, pero algo va mal. Lleva demasiado peso y cuando consigue abrirlo las cuerdas se enredan y no pueden detener su caída.

Unos segundos después el traficante cae a plomo sobre una finca de Knoxville, donde un vecino encuentra su cuerpo. Cuando la policía y los federales aparecen en la escena se encuentran la siguiente situación: el cadáver de Thornton lleva unas gafas de visión nocturna, un chaleco antibalas y unos mocasines Gucci. También lleva encima 4.500 dólares en metálico, varios cuchillos y dos pistolas. Y junto a él hay una mochila de lona que contiene 34 kilos de cocaína que en aquel momento tienen un valor de 15 millones de dólares en el mercado. La avioneta se estrelló a unos 100 kilómetros de allí, en Carolina del Norte.

drew1La policía encontró el cuerpo de Thornton en una finca de Knoxville

La historia de Thornton, que había viajado desde Colombia para hacer una gran operación, es una más de las muchas historias de tráfico de droga en los años 80. Pero tres meses después aparece un elemento que le da un toque especial. A muchos kilómetros del lugar del impacto, en Georgia, aparece un oso negro muerto, y todo apunta a que es parte de la misma historia. Así lo resume el New York Times:
BLUE RIDGE, Ga., Dec. 22 (UPI) — Un oso negro de 80 kilos murió de sobredosis de cocaína después de encontrar un alijo de la droga, según informó el departamento de investigación de Georgia. La cocaína fue arrojada aparentemente desde una avioneta pilotada por Andrew Thornton, un traficante de drogas convicto que murió el 11 de septiembre en Knoxville, Tennessee, debido a que llevaba una carga demasiada pesada tras tirarse en paracaídas. Los investigadores aseguran que el oso fue encontrado el viernes al norte de Georgia junto a 40 bolsas de plástico abiertas y con restos de cocaína.
El oso se había comido más de 30 kilos de cocaína y se había quedado tieso sobre una montaña de bolsas en un bosque de Georgia. Algunos empezaron a llamarle entonces "Cocaine bear" (el oso de la cocaína) o 'Pablo Eskobear' (en un juego de palabras entre oso (bear) y en nombre del narco Pablo Escobar). El oficial que revisó el caso cuenta en Kyforky.com cómo encontró al animal:
"Su estómago estaba literalmente hasta los topes de cocaína. No hay un solo mamífero del planeta que hubiera podido resistir aquello. Hemorragia cerebral, fallo respiratorio, hipertermia, fallo renal, fallo cardíaco e infarto. Cualquier problema que se te ocurra, aquel oso lo tenía".
Sin embargo, el aspecto externo del oso era bastante bueno, así que alguien decidió que era buena idea disecarlo y exponerlo en las instalaciones de el  área de descanso nacional del río Chattahoochee. Y aquí es donde la historia del oso sigue complicándose para convertirlo en leyenda. A principios de los 90, un incendio forestal amenaza el parque donde se encuentra el oso disecado y se llevan todos los objetos de valor hasta un pueblo llamado Dalton. Pero unos meses después, cuando hacen inventario, el oso cocainómano no está. Muchos de los objetos se habían llevado a una casa de empeños, de donde las autoridades del parque recuperaron algunas puntas de flecha y mantas de los indios de la zona, pero el oso había sido vendido... al cantante de country Waylon Jennings, que a su vez se lo regaló a su amigo Ron Thompson, un conocido estafador que se llevó el oso a Las Vegas.

oso2Detalle de la placa del oso (Imagen: kyforky.com)

Pero aquí no acaba la historia: en 2009, cuando Thompson murió, el oso se subastó entre otras pertenencias y un comerciante chino llamado Zhu T’ang lo compró y se lo llevó a su tienda de medicina oriental en Reno (Nevada), donde se exhibió durante varios años. En 2012, el señor T’ang murió y su viuda vendió el negocio y todos los objetos, pero se quedó con el oso, a pesar de que nunca le había gustado. "Él siempre estaba trayendo a casa trastos de las subasta y rebajas y cosas como esa", asegura la mujer. "El oso era uno de sus objetos favoritos, le encantaba por alguna razón. Al principio quería ponerlo en nuestro salón, pero no lo permití. Me daba miedo. Le hice que lo llevara a la tienda".

Y así fue cómo lo localizaron sus actuales propietarios, los dueños de un centro comercial de Kentucky donde el oso de la cocaína se exhibe desde hace unos meses como parte de la historia de la ciudad, con una placa que explica brevemente sus hazañas. En un programa local de la NBC contaban su historia hace unos días, que yo descubrí vía Neatorama. La historia completa está en la web del centro comercial Kentucky for Kentucky. La historia de este oficial convertido en traficante está contada en el libro "Bluegrass Conspiracy", que por la pinta, debe de dejar pequeña a la serie Breaking bad ,)


Una raya biónica que funciona con células de rata

07 julio 2016

raya1

La próxima generación de robots podría estar fabricada con una combinación de chips y células vivas. El último avance en este terreno ha sido presentado este jueves por el equipo de Sung-Jin Park en la revista Science, quienes han diseñado una manta raya robótica que funciona con células cardiacas de rata que responden a los estímulos de la luz.

Seguir leyendo en: Una raya biónica que funciona con células de rata (Next)

El pez espada engrasa su cabeza para nadar mejor

Xiphias_gladius_stuffed

La protuberancia del pez espada (Xiphias gladius) lleva fascinando a la humanidad desde tiempos remotos. No solo llama la atención su longitud (en adultos puede llegar a un 40% del cuerpo), sino la forma en que la usan cuando nadan en mar abierto a velocidades de hasta 100 km/h. Pero su esquivo comportamiento lo ha convertido en un pez poco estudiado, hasta el punto de que el equipo de John Videler acaba de descubrir una glándula que se oculta en el interior de la 'espada' y que hasta ahora había pasado desapercibida.

Seguir leyendo en: El pez espada engrasa su cabeza para nadar mejor (Next)