Engañando a la mente sobre el tamaño de las cosas

07 junio 2011


Se conoce como "Síndrome de Alicia en el país de las maravillas" y aparece en pacientes con migraña, epilepsia o durante el consumo de drogas como el LSD. Como el personaje del cuento de Lewis Carroll, las víctimas de este trastorno neurológico tienen la sensación de que han encogido súbitamente o de que han crecido hasta observar los coches de la calle como si fueran de juguete. ¿Qué está sucediendo en sus cerebros? El equipo de Henrik Ehrsson, investigador del Instituto Karolinska, en Suecia, ha realizado una serie de experimentos que pueden ayudar a entender este tipo de cambios perceptivos tan extraños y repentinos.

Seguir leyendo en: El juego de Alicia: cuando tu mente cree que tienes el tamaño de una Barbie o de un gigante (lainformacion.com)

6 Respuestas ( Deja un comentario )

  1. Utopazzo dijo...
  2. Revelador!
    En la década de los 90´s, tuve unas jaquecas descomunales durante bastante tiempo; estas se fueron con dosis elevadísismas (inyectables) de vitaminas del grupo B. Puedo asegurar, que he tenido sensaciones como las que se apuntan, en lo referente al tamaño de las cosas y sensaciones extrañísimas... estaba acostado y tenía la sensación (unas veces) de que crecía de una manera descomunal y no parecía caber en la habitación; en otras, era al contrario y me vía encoger con la sensación de estar en la cama de un tamaño tan pequeño, que era demoledor no saber el por qué de aquello.

    Ahora sé algo más del porqué de esas sensaciones.
    Un cordial saludo.

  3. PETUNIA DEL DESIERTO dijo...
  4. La verdad es que es muy impresionante e increible.
    Me ha interesado mucho.
    Saludos

  5. Javier García de Tiedra González dijo...
  6. ¡Qué interesante! Otras veces nos has puesto videos sobre temas parecidos no? a la mente se la engaña con mucha facilidad!

  7. Luis dijo...
  8. ¿Me tengo que creer que esta persona no se da cuenta de que sus pies y piernas no corresponder a sus extremidades reales? Porque tendría que tener una muy mala memoria para no recordar qué llevaba puesto, o no darse cuenta cómo cambia su ropa continuamente. Además de no creerme tampoco que esta persona no considerase mover si quiera un mínimo milímetro sus pies o piernas y comprobar que no responden...
    Sinceramente, un FAKE con mayúsculas.
    Cualquiera se hubiera dado cuenta por muchísimos detalles... Como por ejemplo donde quedaron las piernas con respecto el final de la cama, la ropa, los calcetines, ligeros movimientos, detalles de sombras al rededor y un largo etc. o ver como te cogan un pie con tan sólo dos dedos (al muñeco). Lo aún más impresionante de este vídeo, es lo fácil que os sorprendéis y os pueden engañar a quienes os sorprendéis con algo así.

  9. Ima dijo...
  10. Luis, no seas tan cerrado hombre. No se trata de ceer por creer, ni todo lo contrario.

    Son experimentos, experiencias reales con gente real, para experimentar en base a experiencias como al cerebro se le puede engañar desde la vista. También desde el oído o los olores se puede conseguir.

    No es cuestión de fe, es que está ahí.

  11. fiero dijo...
  12. Luis, por supuesto que la persona sabe que no son sus pies. Se trata de una ilusión sensorial y para eso la persona debe tener las piernas inmóviles, entonces al acariciar el pié y ver el objeto acariciando esos pies el cerebro responde con la ilusión sensorial, el color de la ropa no importa.
    Se trata de "engañar" al cerebro, no a la persona, que en todo momento sabe cuales son los procedimientos del experimento.
    Es algo parecido a esto http://www.abc.es/20110224/ciencia/abci-ilusion-tener-tercer-brazo-201102232031.html