El largo viaje hacia las Tierras Lejanas de Minecraft

13 abril 2016

Minecraft1

El 28 de marzo de 2011 el estadounidense Kurt J. Mac cargó una partida Minecraft y comenzó a caminar con su personaje en línea recta. Había leído un artículo de los creadores del juego en el que hablaban de un posible problema en el código que va generando paisajes a medida que avanzan los personajes. A partir de ciertas distancias, explicaban, los paisajes generados por el programa empezarían a acumular fallos y generarían una zona gris que ellos llamaron "Tierras Lejanas". Y Kurt comenzó un viaje para llegar a los confines de aquel mundo generado por ordenador.

Cinco años después sigue caminando cada día en la misma dirección y ha recorrido miles de kilómetros. En algunos lugares los animales y objetos tienen una apariencia extraña - como desconectados del terreno - y el paisaje vibra a su paso. Pero aún está muy lejos del lugar que pretendía alcanzar. Kurt ha transmitido de forma incansable cada una de sus partidas a través de su canal de YouTube (Far Lands or Bust) y está recaudando dinero para una ONG que mejora la vida de los niños en los hospitales (¡lleva más de 300.000 dólares!). Además, tiene decenas de miles de seguidores que se divierten viendo sus aventuras en el viaje hacia las Tierras Lejanas.



Hace unos días Kurt celebraba los cinco años de viaje construyendo un gran monolito blanco y rosa en el que ha dejado una placa con los datos que obtuvo al pulsar F3, pero no revelará la distancia recorrida hasta que las donaciones a la ONG alcancen cierto nivel. Lo curioso es que estas partidas en las que camina por un mundo lejano y virtual acompañado de un lobo amaestrado no son un soberano aburrimiento, sino que resultan bastante entretenidas por sus comentarios y las sorpresas que el programa genera en cada ocasión. El 'bug' que estropea los paisajes fue arreglado hace tiempo los creadores de Minecraft, pero Kurt decidió no actualizar el juego para poder seguir buscando su objetivo.

Su viaje es una de las muchas historias alucinantes que se cuentan en el libro "Muerte por videojuego", de Simon Parkin, que la editorial Turner acaba de publicar en español. En sus páginas se dan algunos datos que explican el increíble atractivo que tienen estos mundos virtuales para millones de personas y la fascinación que produce explorar mundos que han sido generados por un programa de ordenador y en los que podemos encontrar todo tipo de sorpresas. Esto ha provocado que haya exploradores dispuestos a recorrer estos mundos virtuales, a veces abandonados, en busca de aventuras.

Tierras lejanasAspecto de las Tierras Lejanas en Minecraft (Fuente)

Hace solo unas semanas, un Youtuber llamado Vinesauce decidió adentrarse en un videojuego multijugador llamado Active Worlds en el que hace una década había miles de jugadores en línea y que ahora está totalmente abandonado. Después de casi una hora jugando - mientras transmitía la partida en directo a sus seguidores- Vinesauce se encontró con un extraño personaje que le decía frases intrigantes. Al principio parecía una criatura generada por el propio programa, pero pronto descubrió que quizá había algo más. Aquel personaje tenía la capacidad abrir puertas que para el Youtuber estaban vedadas y aseguraba ser el vigilante de aquel mundo, el último que había quedado allí después de las glorias pasadas. Además de pedirle que le confirmara que era real o decirle que ya no podía sentir, hubo un momento escalofriante de la partida en el que el 'vigilante' le dijo que corriera y se fuera lejos de allí.



¿Se trataba de un programa de ordenador o de un jugador real que se seguía volviendo una y otra vez al escenario? Algunos tienen claro que se trata de lo primero*, pero no sería el único caso en que un grupo de jugadores se niega a abandonar un juego en el que todo el mundo se ha marchado. En su libro Parkin pone el ejemplo de Meridian 59, en el que un grupo de jugadores sigue quedando cada noche, a pesar de que ya no tienen ningún motivo aparente para seguir allí.

Hace ya algunos años escribí en Libro de Notas sobre algunos personajes que habitan en este tipo de mundos, a veces para su propia supervivencia, como los 'mineros' chinos de World of Warcraft que cuando salen de la sala en la que han pasado doce horas jugando para conseguir un sueldo se van a una sala recreativa para seguir sus propias partidas (ver: Granjeros en la realidad paralela). En el maravilloso libro de ficción "Ready Player One" se plantea un mundo futuro en el que ya ha sucedido algo así, y buena parte de la población vive inmersa en mundos virtuales que les sirven para distintos objetivos, como conseguir una educación o evadirse de las penurias del mundo real. Además del aliciente para los nostálgicos (se habla de los videojuegos que marcaron la vida de los que nacimos alrededor de 1980) el libro tiene un punto especialmente inquietante por lo que tiene de parecido a la realidad. Quizá ya vivimos en algo parecido a ese escenario, en el que la realidad paralela es el paisaje cotidiano de millones de personas, un mundo donde encontrar aventuras, amores y sensaciones que antes estaban reservadas solo para un plano de realidad. El libro "Muerte por videojuego" es una incursión en este universo que os recomiendo sin lugar a dudas si tenéis alma de exploradores virtuales ;)

videojuego_cub

Referencias: "Muerte por videojuego" (Simon Parkin) Editorial Turner | Ready Player One (Ernest Cline) Ediciones B

* Edit: parece que se trata de un troleo
** Disclaimer: nadie me paga por hablar de estos libros ni videojuegos ni de ninguna otra cosa.

1 comentarios :

  1. ericgarlez dijo...
  2. Mi estimado Aberron. Gran post como siempre, sigo Fogonazos desde 2007 (con todo y esas pausas que de repente le das) por eso se me hace extraño que hayas tenido detalle de estilo en la redacción del mismo: "...para poder seguir siguiendo su objetivo..." saludos y no me lo tomes a mal.