Ventanas del cuerpo

18 octubre 2006

La fístula gástrica es una especie de ventana al interior del cuerpo. El sistema se aplica habitualmente en vacas y consiste en abrir un agujero en el costado del animal para poder acceder de manera permanente a su estómago. El método es empleado por los veterinarios con el fin de observar la digestión de los rumiantes o experimentar con nuevos piensos.

Una vez instalada la fístula, basta introducir la mano en el estómago de la vaca para sacar una muestra del alimento que está digiriendo. El animal, mientras tanto, no parece enterarse de nada. Para evitar que se salgan los jugos gástricos, la fístula está provista de un tapón de plástico que le permite hacer vida "normal". El sistema produce un efecto inquietante: la vaca se convierte en una especie de animal biónico a cuyo interior se puede acceder como si se tratara de un depósito de combustible.

Sin embargo, por extraño que parezca, la primera vez que se aplicó una fístula gástrica no fue en el cuerpo de una vaca sino en el de un ser humano; el de un pobre campesino canadiense llamado Alexis Saint Martin. Ésta es su historia:

En la mañana del 6 de junio de 1822, el joven Alexis Saint Martin se encontraba cerca del lago Hurón, en Michigan, cuando recibió un terrible disparo en el costado. Por lo visto, un cazador le había confundido con un pato. Los acompañantes le trasladaron inmediatamente al fuerte de la isla de Makignac, donde un médico del Ejército, el entonces desconocido Doctor William Beaumont, le atendió y limpió sus heridas. El plomo había atravesado las costillas, los pulmones y el estómago. En una primera observación el doctor no dio a Saint Martin más de 36 horas de vida. “El diafragma está dañado – escribió en sus apuntes – hay una perforación que accede directamente al estómago; cuando llegué, se le estaba saliendo el desayuno”. (Seguir leyendo)

Sin embargo, para sorpresa de todos, Saint Martin sobrevivió. Durante más de 17 días toda la comida que ingirió fue introducida por el doctor directamente en el estómago a través de la herida. Por primera vez un médico había conseguido instalar una fístula permanente en el cuerpo del paciente que le permitía acceder al interior de su cuerpo. “Este caso representa una oportunidad única para experimentar con los fluidos gástricos – escribió Beaumont en un momento de entusiasmo – No solo se pueden extraer fluidos cada dos o tres días sino que también se pueden introducir diferentes alimentos para observar su reacción”.

Durante los siguientes meses el doctor se planteó una y otra vez la posibilidad de realizar una nueva operación para cerrar la herida de forma definitiva y dar por curado a Saint Martin. Pero lo cierto es que nunca la cerró. Durante más de 20 años, William Beamont buscó diferentes excusas para mantener abierto aquel agujero que le permitía acceder a los secretos de la digestión y se las ingenió para mantener a Saint Martin junto a él. Año tras año, el doctor buscó la manera de mantener aquella extraña relación: contrató a Saint Martin para que realizara los trabajos de su casa y hasta le “consiguió” un contrato en el Ejército que le permitía tenerle a su disposición.

En los días en que trabajaba en la granja de los Beaumont, el doctor realizó todo tipo de experimentos con Saint Martin. Después de la jornada de trabajo, el médico introducía alimentos a través del agujero que después recuperaba tirando de una cuerda. Lo hacía en diferentes intervalos de tiempo para comprobar qué cantidad había sido digerida por el estómago. Con los jugos gástricos que le extraía, realizaba experimentos paralelos en frascos de cristal.

Entre sus muchos descubrimientos, Beaumont anotó que los jugos debían estar calientes a la hora de digerir la comida, que la leche se coagulaba antes de la digestión o que las verduras eran más costosas de digerir. Incluso realizó experimentos para comprobar la influencia del estado de ánimo durante el proceso; comprobó que cuando Alexis estaba de mal humor la digestión era mucho peor.

En 1833 el doctor William Beaumont publicó su libro “Experimentos y observaciones de los jugos gástricos y la Fisiología de la Digestión” que le lanzaría a la posteridad. En el libro describía 240 experimentos con el mismo sujeto y demostraba, después de años de discusión científica, que la digestión era un proceso de carácter químico. Después de todo aquel tiempo, el doctor había alcanzado el éxito y el reconocimiento, mientras que su incauto paciente seguía en la pobreza y víctima de una extraña herida sin curación.

Cuando murió, muchos años más tarde que el doctor, la familia tuvo que hacer verdaderos esfuerzos para evitar que otros médicos siguieran experimentando con Saint Martin. Además de negarse a la autopsia o a ceder su cuerpo a la investigación, los familiares dejaron el cadáver en casa durante tres días para que entrara en avanzado estado de descomposición. La mañana del 24 de junio de 1880 lo enterraron a gran profundidad y en una tumba sin identificar, para evitar que otros científicos en busca de la gloria lo pudieran desenterrar.

Más: 1, 2, 3, 4 y 5

44 Respuestas ( Deja un comentario )

  1. Wendyqueridaluzdemivida dijo...
  2. ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Pero que grima!!!!!!!!!!

    Se me ocurren algunos comentarios, pero todos de mal gusto...

    Un beso.

  3. alvarhillo dijo...
  4. Tío, te superas día a día. La historia del pobre Saint Martin es genial, una especie de perro de Paulov humano. Hay que ver las cosas que se hacían antiguamente. Sabías que Jener, el de la vacuna de la viruela, hizo las pruebas en un niño que previamente había comprado en un orfanato.Eso hoy sería impensable.
    Por cierto, las vacas con ese tapón parece que sean hichables.
    Un saludo.

  5. Media dijo...
  6. Como siempre, very interesting!!!

    salu2!!!

  7. enrifra dijo...
  8. urrg no se que da mas asco si los "estimulos electricos" en el cerebro o agujeros en el estomago de las vacas a ver si cambiamos de tema

  9. Brocco dijo...
  10. ajajaj, sí es cierto que las vacas parecen hinchables, xd!!
    anda que el pobre saint martin, ser confundido con un pato, qué humillante, preludio de lo que le tocó vivir después.

  11. MM dijo...
  12. Glubs!
    El zumo ke me he tomao esta mañana me acaba de dar una patada en ms intestinos....
    Vista la foto del costado de la vaca, parece el desposito de la gasolina ¿ Serán vacas diesel?

  13. Gengis dijo...
  14. El doctor y el campesino eran gays (el primero un poco más que el segundo) no hay más que ver el dibujito.

  15. Gif dijo...
  16. Gengis, pues yo creo que es al revés, el campesino un poquito más... no hay más que ver los ojos con que está mirando al doctor...

    Muy buena historia. Como todas las que he leído hasta ahora.

    Gracias.

  17. aberron dijo...
  18. Solución: el gay es el dibujante. jejeje!

    saludos!

  19. Myriam dijo...
  20. Con tu blog estoy descubriendo un lado del ser humano bastante macabro... Entre los fetos en formol, los malajes que no curan a sus enfermos porque les viene mejor a ellos y ese tipo de cosas... yo me borro de humana. Que me apunten en la lista de animales.

  21. Quiosquero dijo...
  22. Al margen de las dos historias, vaca y hombre, la foto de la vaca me ha traído recuerdos de mi niñez. Una vez al año llegaba a mi pueblo el "capaor" para descojonar (y no de risa) a los cerditos machos. Como eran pequeños no oponían mucha resistencia y la capada era en vivo. A las cerdas se las capaba cuando ya habían parido varias veces. A ellas sí se les aplicaga anestesia: le amarraban el hocico no fueran a morder al capaor. El maestro les hacía un raja en cada costado, metía la mano y les sacaba los ovarios a tirones. Creo que entonces no había sociedades protectoras de animales.

  23. Anónimo dijo...
  24. Me interesan tanto el artículo como los comentarios y me incluyo en lo que digo despues. No se quien es peor: El que hace, el que mira, el que cuenta o el que lee. Qué morbo.
    (Es por los que se rasgan las vestiduras sobre la condición humana) El caso es que mientras escriban no dejamos de leer. Ánimo y continuad por favor, me ayuda a conocerme/nos.

  25. maps dijo...
  26. "introducía alimentos a través del agujero que después recuperaba tirando de una cuerda".... simplemente genial de simple que es.

    como no se me ha ocurrido a mi hacerle eso a mis hijas... yo no lo entiendo.

    Y digo yo que si la pobre cobaya humana no podía huir o algo de eso....

  27. varhan dijo...
  28. Podría haber sido peor!!! , podrían haberle confundido con una "Morsa Marina" en vez de un Pato, y haber intentado abatirle de un "Arponazo", entonces el agujero hubiera sido mayor, y podría haber hecho experimentos con objetos más grandes , o incluso pequeños animales vivos, para ver como se descomponen....

  29. dalr dijo...
  30. Interesantísima historia. A veces esperar merece la pena... Se me ocurren un sinfín de aplicaciones prácticas para el agujerito de marras. A mi no me iría mal para ponerme ciego de todo lo que me gusta mientras voy "haciendo sitio". Ex! :-S

  31. Anónimo dijo...
  32. Vaya, es un poco macabro, pero ¿y los avances médicos que se derivan de esos experimentos?. No se si pensar que el médico era un sádico o un genio...

  33. rufo dijo...
  34. Que mal cuerpo me has puesto hoy... :-O

  35. alvarhillo dijo...
  36. Teneis razón, son gays los tres, pero el pintor más, anda que la miradita que le ha puesto y la crencha de pelito rubio.
    Aberrón, muchas gracias por enlazarme en tu blog, es un honor.

  37. propagandhi dijo...
  38. magnífico. Siempre me quedo con ganas de seguir leyendo. Sigue así. ¿Cómo haces para encontrar estas cosas? ¿Pateas a pie, o surfeas en la red. Tienes una red de corresponsales?

  39. quiosquera dijo...
  40. Y después no queremos que las pobrecitas vacas se nos vuelvan locas...
    Saludos.

  41. aberron dijo...
  42. propaghandi: es un poder sobrenatural. Me siento ante la pantalla como el profesor Charles Xavier y me conecto con todas y cada una de esas extrañas historias que están deseando ser contadas. Ellas me llaman, mis pequeñas criaturas... jejeje!

    saludos a todos!

  43. elpeor dijo...
  44. alvarhillo..

    impensable adoptar un niño y usarlo para experimentos?

    en que mundo vivis?

    ahora lo hacen sin adopciones en el lamado tercer mundo, a ver donde crees que probaron muchos medicamentos que tomais?, por ejemplo la famosa pildora anticonceptiva para las mujeres, pues no se han desangrado mujeres en africa y otros lugares para asegurarse de que podian venderla sin problemas a los occidentales!

  45. alvarhillo dijo...
  46. El peor.
    Ahí tienes razón, lo que pasa es que lo hemos trasladado del primer al tercer mundo. Aunque lo que cuento de Jenner era con niños del propio país, como aquí en españa cuando Balmis montó a un montón de Huerfanos inoculados con la vacuna y se los llevó a America, en plan vacunas con piernas.
    Un saludo

  47. David Álvarez dijo...
  48. Si es que, claro, la cosa ya había empezado medio mal: "Por lo visto, un cazador le había confundido con un pato".

  49. Brocco dijo...
  50. oiga, don aberron, q una noticia en el 20min m ha recordado esto, ideal pa q lo fogonee, aunq no se si ya lo conoce: http://www.el-mundo.es/cronica/2002/362/1032772374.html

  51. aberron dijo...
  52. qué bonito brocco! me has retrotraído a mi más tierna infancia ;-)

  53. khatru dijo...
  54. mejor blog del 2006???

  55. David Álvarez dijo...
  56. Mejor, sin duda.

  57. Pacompresor dijo...
  58. He publicado este gran artículo (espero que con tu permiso), en un foro judicial, también lo hice con el que publicaste relacionado con los "vibradores", que causó gran sensación no exenta de polémica.
    En ambos he indicado convenientemente la fuente, por lo que espero te sea de utilidad en cuanto a afluencia futura a este blog del que soy incondicional.
    Si tienes objeciones espero me las indiques y no volveré a "usurparte".
    Gracias por los buenos momentos que nos proporcionas.

  59. elpeor dijo...
  60. que fuerte lo del pollo sin cabeza!!
    me he quedado anonadado.

  61. Marcos dijo...
  62. Acabo de llegar desde "Colgado de las Telecomunicaciones" por un enlace que puso Muxfin. Y ya tienes un nuevo lector ;)

    Me encanta tu blog, y eso que acabo de leer sólo las historias de portada. ¡Llevas más de tres años! Todo una joya tu blog. Felicidades.

  63. aberron dijo...
  64. Muchísimas gracias! Me alegro de que te guste. Un saludo!

    Pacomprensor: ningun problema porque difundas los post, es más; te estoy muy agradecido. saludos!

  65. Ender Muab'Dib dijo...
  66. Acojonante. Le tuvo más de 20 años con el agujero en la tripa. Menudo colgado. El pobre campesino tenía que flipar en colores.

    Eso sí, podrán parecernos unas barbaridades horrorosas, pero lo que ha avanzado la ciencia con cosas así es increible.

    Otra genial historia para un genial blog.

    Saludos!

  67. Anónimo dijo...
  68. Yo llevo mas de 20 años con hueco desde que naci y no se me ha cerrado... que cosas tiene la vida....

  69. Anónimo dijo...
  70. jAJA NO EM GUSTA

  71. Anónimo dijo...
  72. horrible gordo

  73. Anónimo dijo...
  74. esto esta horrible es lo peor q conoci

  75. Anónimo dijo...
  76. que decis nenao nene

  77. Anónimo dijo...
  78. lisimoma le spotblog
    jejejeje muy bueno el blogspot

  79. Anónimo dijo...
  80. que decis amigo seguro lo copiaste sin saber lo que leías sos un bolu...

  81. Anónimo dijo...
  82. Hola soy Augusto, Este señor me parace que es un gran señor, que era bueno.

    Yo tengo 10 años.
    Vivo en Argetina com mi familia.

  83. Yo soy ???? dijo...
  84. Hola tontos, soy ?? y todos son re bolu...

    tengo 25 años y vivo en Uruguay
    Uruguay es lo mejor loco!!!!!!!!!

  85. Diego dijo...
  86. Que increíble, hay gente para todo en este mundo...

  87. tv en directo dijo...
  88. Muy interesante!

    Saludos