Cuando al paciente le crece un brazo imaginario

13 abril 2009

Imagen: Mind Hacks

Si hablamos de “miembros fantasma” a todos nos viene a la mente el caso de las personas que tras sufrir una amputación siguen sintiendo el brazo o la pierna mucho tiempo después de ser operados. Sin embargo, existe otro tipo trastorno que resulta todavía más escalofriante y para el que la medicina aún no ha encontrado una explicación definitiva: el denominado miembro fantasma supernumerario (Supernumerary phantom limb).

Los pacientes que sufren este tipo de alteración conservan intactas todas sus extremidades y experimentan la aparición repentina de un quinto miembro – ya sea una pierna o un brazo - que pueden mover y sentir perfectamente como si formara parte de su cuerpo. (Seguir leyendo)

En todas las ocasiones, los afectados por este tipo de alteraciones han sufrido un fuerte traumatismo en el cerebro, tras el cual describen la aparición de un tercer brazo, una nueva mano o una pierna que nace de diferentes partes del cuerpo, tales como un codo, el hombro o la rodilla.

En el hospital universitario de Ginebra acaban de estudiar uno de estos casos y por primera vez en la historia han registrado la existencia de este miembro en el cerebro de la paciente. La mujer, de 64 años de edad, ingresó con una hemorragia subcortical y, cuatro días después, comenzó a sentir la presencia de un nuevo brazo que, según sus propias descripciones, nacía en su codo izquierdo y que podía ver y manejar a su antojo.

Mediante una resonancia magnética del cerebro, los doctores comprobaron que la mujer no mentía. Cuando los médicos le pedían que moviera el brazo imaginario, varias regiones cerebrales se activaron como si realmente hubiera algo que mover. Cuando le pidieron que lo mirase, el córtex de la paciente se activó, indicando claramente que la mujer estaba viendo aquel brazo delante de su cara; y cuando le indicaron que se pellizcara la mejilla, las regiones relacionadas con el tacto mostraron una clara actividad.

Aunque las causas últimas siguen siendo un misterio, parece que el síndrome tiene su origen en los daños en el lóbulo parietal superior, la zona donde el cerebro organiza la imagen del propio cuerpo. Una alteración en esta zona provoca que la propia percepción se duplique o se reorganice y que el esquema mental del cuerpo quede seriamente distorsionado.

Un principio parecido, tal y como explican en Neurophilosophy, es el que afecta a las personas que sufren el síndrome conocido como BIID (Desorden de identidad de la integridad corporal). Estos pacientes sienten un deseo irrefrenable de amputarse una o más extremidades sanas del cuerpo que no reconocen como propias. La diferencia es que la distorsión que se produce en BIID es casi con toda certeza congénita, es decir, tiene lugar durante el desarrollo del cerebro.

Es conocido que algunos niños que nacen sin un brazo o una pierna experimentan el denominado síndrome del miembro fantasma, lo que sugiere que la imagen del cerebro es instalada en nuestra mente durante el desarrollo. Los afectados por el BIID aseguran haber tenido esa sensación de que un brazo o una pierna les son “ajenos” desde su más tierna infancia, y este hecho se explicaría si su cerebro hubiera fallado a la hora de instalar ese miembro en la imagen que el paciente tiene de su cuerpo.

Dicho con otras palabras, el problema de los miembros y las conexiones cerebrales nos indica que más que de “fantasmas” tal vez deberíamos hablar de “hardware” no reconocido o mal instalado.

Leer: Voluntary amputation and extra phantom limbs (Neurophilosophy)

29 Respuestas ( Deja un comentario )

  1. Naga dijo...
  2. Muy bueno
    Gracias por el aporte

  3. Paquito dijo...
  4. Vi en el TED una conferencia sobre algo parecido, aunque hablaba del miembro fantasma cuando a una persona le había sido amputado un miembro de su cuerpo y, sin embargo, la persona lo seguía sintiendo, moviendo, etc...

    http://www.ted.com/index.php/talks/vilayanur_ramachandran_on_your_mind.html

    Un abrazo,

    Paquito.

  5. Anónimo dijo...
  6. Ostras, que cosas mas raras te pueden pasar.

    Con esto se ve que todavia no sabemos nada sobre el cerebro...

  7. Kir dijo...
  8. Wow ;) Me ha encantado. Sabía que una lesion en el lobulo parietal (no recuerdo si en el del hemisferio dominante o en el otro) hacía que dejases de reconocer la mitad contralateral de tu cuerpo, pero no que se llegara a tanto. ;) Muy bueno el post, sep ;)

  9. Sergio Regueira dijo...
  10. Tan interesante como siempre, sigue así Antonio ;)

  11. Anónimo dijo...
  12. jeje hardware no reconocido o mal instalado, qué cosas!

  13. Anónimo dijo...
  14. Como Paquito refiere, Ramachandran, del que aporta un enlace, es el mayor experto en este campo con libros impresionantes describiendo estos temas y dando algunas soluciones increíbles. Recomendado leerle.

    Saludos.

  15. Pacharán dijo...
  16. Muy interesante.
    Cuando leí aquello de "miembro fantasma supernumerario" me vinieron a la mente algunos familiares indeseables afines a cierta forma de fanatismo religioso, jajajaja.

  17. Anónimo dijo...
  18. Seria curioso sentir un segundo miembro viril....

  19. Anónimo dijo...
  20. umount /dev/brazoSobrante

    lo siento, no me he podido resistir...

  21. lord vyzarro dijo...
  22. es tan dramatico como el trastorno que hace que la mano izquierda sea incontrolable por la voluntad, lei que hay gente que por ejemplo toma dinero con la mano derecha pero la izquierda se lo arrebata y lo tira, es trsite pero sucede, saludosss!!!!

  23. Anónimo dijo...
  24. MI BRAZO FANTASMA

    Desde que perdí el brazo izquierdo en un accidente de moto su presencia es más real. Resentido con el mundo por su nueva condición de fantasma, mi brazo se ha vuelto retorcido y caprichoso: exige tocar la guitarra dos horas al día, hacerse un tatuaje de un Cristo yacente y golpear al guardia que nos multó; me amenaza con un dolor intenso si no secuestro a la vecina del quinto que tanto nos gusta.

    Oscar Sipán

  25. SuperSantiEgo dijo...
  26. Pues a mí eso también me pasa continuamente, creo que tengo tres piernas. Quizá tenga algo que ver con que las chicas me apoda El Trípode.

    (Doce comentarios y nadie había dicho esto todavía. Definitivamente este país está perdiendo las esencias.)

  27. orso dijo...
  28. Un libro: "Fantamas en el cerebro" de Ramachandran, una visión didáctica y en tono divulgativo de la neurología que no tiene desperdicio.

  29. Anónimo dijo...
  30. Interesantísimo aporte, como siempre en este blog. Y sin recurrir en mi comentario a bromas estúpidas sobre algo que no tiene ni la más mínima gracia, como por desgracia ha pasado en esta entrada (seguramente, lector rápidos y simples traídos de Menéame). Normalmente tu público es más culto, y te aseguro que la mayoría de los que te leemos tenemos un mínimo de profundidad.

    Un saludo y sigue así.

  31. JM dijo...
  32. El libro "A leg to stand on", de Oliver Sacks, es un buen relato (en primera persona) de qué se siente, con todo detalle, sentir que un miembro no es propio, que es una cosa extraña pegada al cuerpo. Altamente recomendable para quien le interese este tipo de fenómenos psicológicos.

  33. dezaragoza dijo...
  34. Y otra cosa que no sabía y que me deja con las peloticas pegadas al culo. Madre mía qué cosas tan curiosas. ¿Y cuando se pueda programar el cerebro para curarlos... se podrá programar para otras cosas?... miedito.

  35. Anónimo dijo...
  36. ¿Que no reconoce el hardware? Seguro que tenía Windows Vista instalado en el cerebro...

  37. arati dijo...
  38. El mismo Oliver Sacks cuenta casos de miembros fantasma y otras percepciones extravagantes debidas a lesiones neuronales en "El hombre que confundió a su mujer con un sombrero".
    Es un libro muy recomendable y ameno en el que no sólo se aprenden cosas sobre los "fallos de software" de nuestro cerebro sino que lleva a la reflexión de hasta qué punto se mantiene o pierde la identidad o la "humanidad" cuando ocurren esos fallos.

    Muy interesante el post, gracias!

  39. Anónimo dijo...
  40. Estoy alucinando.....no soy bloguero pero es un placer navegar por este blog y aprender un poquito todos los dias, muchas gracias Aberron eres un hacha tio.....es que alucino...miembros fantasma.....cagate lorito!!!!

  41. Oscar dijo...
  42. Caray, la verdad es que soy un asiduo de este blog, pero nunca tengo nada que comentar, porque todo está tan documentado y tan bien atado que no cabe el debate!! XD

    Pero aunque sólo sea por compartir lo encantado que estoy leyendo estos artículos, hoy dejaré este comentario ;-)

    Un saludo, y gracias por el esfuerzo documental!!

  43. wingerr dijo...
  44. Esto me dejó con la boca abierta xD...no sabía nada de este tipo de síndrome, sólo conocía el del miembro fantasma cuando a una persona le amputan algún miembro; pero pensar que de pronto te crece otro, producto de algún traumatismo, estaba fuera de mi imaginación xD.

    Saludos.

  45. cormelana dijo...
  46. Interesantísimo aporte, como siempre. Sobre todo porque mi hijo nació prácticamente sin el metacarpo y falanges de la mano derecha y todo lo relativo a la ausencia de miembros me interesa.
    El cirujano plástico especialista en manos congénitas nos dijo que en todos los casos que ha visto de nacimientos con amputaciones (por bridas amnióticas, por problemas de formación a causa de intoxicación o infección, etc, etc) los niñso/as suelen tener un rasgo en común, estadísticamente muy muy significativo: coeficiente intelectual bastante alto y capacidades altas para las artes y la lógica.
    Dice que estadísticamente serían casi todos diestros, así que deben activar de manera forzosa otras áreas del cerebro de manera intensa para el empleo de la izquierda, pero que no está demostrado.
    Yo, que soy "de letras" os pido vuestra opinión al respecto.
    Por cierto, lo de las bridas amnióticas también es alucinante, las ecografías son muy impactantes (aunque no es el caso de mi hijo, que además es adoptado y no tengo ecografías).

  47. Anónimo dijo...
  48. Lo que debe ser terrible es tirarse un pedo y no sentirlo como propio, solo de pensarlo se me pone la carne de gallina.

  49. Anónimo dijo...
  50. Lo que más me sorprende es que puedan ver el brazo fantasma, increible

  51. Anónimo dijo...
  52. y este desequilibrio no tendria una derivacion ,en las personas que sufren de dismorfofobia o incluso anorexia ,dado que estas tambien perciben una distorsion de su morfologia?.

  53. Anónimo dijo...
  54. nunca había leído esto en mi vida y me ha dejado flipando!! :O

  55. GusX dijo...
  56. Desde luego como dijo un anonimo más arriba, lo impactante es que puedan "ver" ese miembro fantasma adicional. Aunque no creo que sea parecido a lo que ocurre con la anorexia eso de verse muy gordo cuando a lo mejor están en los huesos.

    En mi blog más adelante intentaré profundizar más sobre este tema, que me ha llamado mucho la atención al igual que con la CIPA.

    Por cierto Aberron, documentandome sobre la CIPA, vi un blog que copió entera tu entrada sobre la CIPA, puedo buscar el blog ese si lo necesitas para cantarle las cuarenta.

  57. aberron dijo...
  58. Gracias, Gux, pero no hace falta :-)