El secreto del pez que escupe luz

08 septiembre 2014



Muchos de vosotros ya lo habréis visto estos días, pero es una imagen que merece un hueco en Fogonazos. El animal que veis es un pequeño pez cardenal y no está haciendo un truco de tragafuegos sino que se está defendiendo de un potencial peligro. Acaba de ingerir un diminuto crustáceo llamado ostrácodo que se caracteriza por emitir bioluminiscencia cuando se ve alterado. Esta estrategia le supone una ventaja contra depredadores trasparentes como este pez, ya que en el momento en que descubren que hay una luz que les delata, escupen inmediatamente su presa.

La carrera evolutiva en las profundidades marinas está plagada de detalles como éste, en los que la luz juega un papel esencial. Se cree que los calamares gigantes, por ejemplo, han desarrollado los mayores ojos del reino animal en su carrera por defenderse de los cachalotes. Gracias a estos enormes ojos detectan la bioluminiscencia de los pequeños crustáceos que aparta el cetáceo en su avance. Fuente: BBC

*Si queréis flipar de verdad, no dejéis de leer esta historia sobre el grupo de peces que ha evolucionado para ver sin ser vistos en el fondo del océano: Terror en la oscuridad: la guerra por la luz roja en el fondo del océano (Next)


0 Respuestas ( Deja un comentario )

Publicar un comentario

Debes esperar a que tu comentario sea APROBADO. No se admitirá el spam ni las descalificaciones.